Image default
Destacada Fútbol Chileno Galería La U

“No esperé salir así de mi casa”

El ídolo de Universidad de Chile Johnny Herrera estuvo en AlAireLibre y entregó sus primeras impresiones después de la salida del Romántico Viajero.

“Cuando uno empieza, es difícil afrontar momentos duros. pero con el tiempo, uno se va curtiendo y a aprender a llevar las situaciones de la vida. Los momentos maravillosos los disfruté a concho, pero también uno está con pena y tristeza, porque no espera salir de esa forma de su casa“.

No obstante, remarcó estar “tranquilo, no hay mejor remedio que salir con la frente alto, dejé todo por uno de los amores de mi vida. Hay que seguir adelante y mirar al próximo año”.

Herrera, además, apuntó que “en este capítulo final, casi nadie me quería en Azul Azul”, pero que “las muestras de cariño de los hinchas, el apoyo de mi entorno, me hicieron reflexionar sobre la posibilidad de seguir”.

“Los principales testigos que sabían lo que yo daba por la U era mi familia, mi entorno. Estaba dispuesto a dar mi brazo a torcer, bajar mis pretensiones económicas y seguir. Pero nada, estaba todo cocinado“, añadió.

“Los argumentos que dieron por mi salida no fueron válidos”

Imagen foto_00000018

Respecto a cómo se enteró de su desvinculación, Herrera contó que el técnico Hernán Caputto fue el encargado de comunicarle la determinación del club.

“Me dijo que era sólo decisión de él. En un principio le creí, pero después no, porque me dio el mismo discurso cuando me sacó (Alfredo) Arias del arco. Después salió (Rodrigo) Goldberg para explicarme que fue una decisión compartida. Entonces el argumento no fue válido, y me enteré el día anterior por la prensa, otra vez. Es la realidad que me tocó, no es la forma”, precisó.

Del mismo modo, Herrera reflexionó por su relación con los dirigentes, debido a su carácter directo para hacer frente a los problemas que pasaba el equipo.

“La gente que está a cargo del club son empresarios, gente muy pudiente en el país, y a veces no le gusta que les digan las cosas en la cara. Yo tenía el mismo trato con la persona que cortaba el pasto con el presidente del club. A mí me molestó cómo llegó Arias, un capítulo lleno de mentiras. Son situaciones básicas como para que la U se equivoque y lo reitere”, apuntó.

“Lo que hice fue tratar de ayudar a que la U saliera a flote. Llegaba un minuto donde no sabías para dónde iba la micro, y estuvimos en el fondo del abismo, llegamos a ser últimos.  Pero me voy con la frente en alto, consciente que dejé todo lo que tenía”, sentenció.